Magnicidio

0
83

Sobrecoge el hecho. El asesinato del presidente Jovenel Moïse representa para la democracia haitiana -siempre débil- un duro golpe.

Desde hace meses las noticias de Haití eran desalentadoras. Las bandas habían tomado control de las calles y se reportaba que miles de refugiados que huían de su barrio por el temor a los enfrentamientos.

La comunidad internacional ya ha mostrado su pesar y rotundo rechazo al magnicidio. Ahora deberá tomar una postura más comprometida en la ayuda que necesita este país para enderezar su rumbo.

Este crimen tiene claras repercusiones para República Dominicana, único país con el que Haití hace frontera terrestre. El tema de la construcción del muro, el incidente por el canal del río Masacre, las diferencias en la mesa bilateral, habían llamado la atención sobre las relaciones recientemente.

El hecho ocurrido ayer mueve también a recordar el anteproyecto de ley que revisa la Dirección Nacional de Inteligencia. Situaciones como la que se está viviendo precisan del mejor DNI posible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here