Prometido de Becky G acepta fue infiel y revela lo están chantajeando

0
196

El fabricante alemán de artículos deportivos Adidas y la cantante estadounidense Beyoncé han acordado finalizar la colaboración en prendas y calzado deportivo que iniciaron en abril de 2019 porque las ventas han sido más bajas de lo esperado, informa este martes Dow Jones.

Beyoncé era también socio creativo de la marca Adidas para la que desarrolló nuevas zapatillas y prendas deportivas que se han vendido mucho peor de lo previsto durante años.

La colaboración finalizará una vez que Adidas saque las colecciones de este año de la marca Ivy Park, que en noviembre de 2018 Beyoncé compró por completo a Phillip Green, propietario de Topshop, con quien lanzó la marca en 2016.

La revista Hollywood Reporter informó la semana pasada de que Adidas y Beyoncé Knowles-Carter se iban a separar.

La facturación de la marca Ivy Park cayó el año pasado más de un 50 % y no cumplió los pronósticos de Adidas, por ello Ivy Park suponía una pérdida de dinero para Adidas.

Beyoncé, que ya trabaja con otros diseñadores como el francés Balmain, con quien ha desarrollado una colección inspirada en su nuevo álbum «Renaissance», va a recibir una compensación anual de 20 millones de dólares por su marca.

Adidas concluyó en octubre del año pasado la colaboración con el rapero estadounidense Kanye West, con quien comenzó a colaborar en 2014 y desarrolló la marca Yeezy.

Adidas pensó que podría repetir con Beyoncé el éxito que había cosechado con West y la marca Yeezy y que con la marca Ivy Park facturaría cientos de millones de dólares, pero no ha sido así y muchas de sus prendas no se han vendido bien.

Las prendas de la marca Ivy Park facturaron en 2022 unos 40 millones de dólares, muy por debajo de los 250 millones de dólares que había previsto Adidas para ese año y también muy por debajo de los 93 millones de dólares en 2021.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here